Hasta 18 años darían a repartidor que escupió pizza antes de entregarla

El responsable fue descubierto gracias a que su acción quedó grabada en las cámaras de seguridad de un vecin

AGENCIAS.-El 24 de diciembre del 2017, un entonces repartidor de Eskisehir, ciudad de Turquía, escupió una pizza mientras se tomaba una selfie y posteriormente la entregó al cliente.

Dos años después del asqueroso accidente, podría enfrentarse a una pena de 18 años en la cárcel.

Así lo informa AFP, pues durante la quinta audiencia del juicio, celebrado este 23 de enero, el fiscal exigió de dos años y medio a 18 años de prisión bajo los cargos de “poner en peligro la vida o la salud de otras personas alterando los alimentos” y “degradación de la propiedad”.


Jordan llegó a jugar borracho y dio cátedra


La posible sentencia ha levantado polémica al rededor del mundo, considerando los criterios de justicia del país de Oriente Medio, que castiga con 15 años de cárcel el delito de “pertenencia a una organización terrorista armada”, según afirma la agencia de noticias DHA.

Como sea, en redes sociales ha vuelto a circular ampliamente el video del momento en que el exrepatidor abre la caja, se toma una foto junto a la pizza y luego se filma escupiéndola en por lo menos tres ocasiones. Las imágenes han provocado indignación y enfado.

Por su parte, la sucursal para la que estaba contratado subrayó que desde que tuvo conocimiento del asunto lo cesó de sus funciones y circuló un reporte a toda la empresa.

El responsable fue descubierto gracias a que su acción quedó grabada en las cámaras de seguridad de un vecino que las observó días después del incidente y alertó a las víctimas para que presentaran una denuncia.


Te puede interesar:

Back to top button