Trending

Tragedia en Hermosillo: Padre mata a sus hijos a balazos

Los menores tenían 17, 11 y 4 años de edad

HERMOSILLO, SON.- Un hombre acabó con su existencia, luego de asesinar a sus tres hijos menores de edad con arma de fuego. La tragedia se descubrió la tarde del pasado 5 de julio, alrededor de las 13:00 horas, en el interior de un domicilio ubicado al norponiente de la ciudad.


Lo matan de 3 balazos en vía pública


La madre de los menores quienes llevaban por nombre Juan Esteban, Ian Karim y Carlos Daniel, de 4, 11 y 17 años de edad, dijo a elementos policíacos que, presto los menores a Juan Nepomuceno, de 38 años de edad, para que pasarán el fin de semana con él, ya que se encontraban separados.

Al notar que el hoy fallecido no llevaba a los menores a su casa, la mujer acudió en su búsqueda, pero nadie abría la puerta de la vivienda, por lo que solicitó apoyo policíaco. Al indagar al interior del domicilio, los agentes de la patrulla 15110 de la Policía Estatal de Seguridad Pública observaron los cuerpos tendidos en una de las habitaciones, todos con impactos de bala.

Se presume que Juan Esteban, Ian Karim y Carlos Daniel, fueron asesinados por su padre en el transcurso de la madrugada, aprovechando que se encontraban dormidos.

En la escena del crimen, peritos de la Fiscalía General de Justicia del Estado, aseguraron un arma de fuego tipo escuadra, calibre. 40 milímetros, la cual utilizó el trabajador de una empresa de seguridad privada para acabar con la existencia de sus hijos y posteriormente suicidarse.

Un joven muy alegre

Carlos Daniel, el joven adolescente de 17 años, expresaba su sueño de ser soldado. Hoy quienes los conocieron le expresan mensajes póstumos de amor, nostalgia y cariño por su ausencia, expresando la tristeza por su lamentable partida.

En redes sociales, abundan mensajes describiendo su personalidad servicial, lo que dejan ver que era un joven bueno, alegre y amante del futbol. Personas que lo conocieron, mencionaron que Carlos Daniel era un chico inquieto, “muy ocurrente” y divertido, que “siempre andaba de arriba para abajo” y que mientras su madre trabajaba, él se hacia cargo de sus dos hermanos. Lo describen como una persona súper especial, amigable, buena onda, “lo recordaremos con mucho cariño todos los de la Escuela “El Campesino”, terminaron.


Te puede interesar:

Back to top button