PRI pierde 5 millones de militantes de un día a otro

CIUDAD DE MéXICO | POLíTICA | | MIéRCOLES 15 DE MAYO DEL 2019 A LAS 9:31 AM

 

 

MÉXICO.- El Partido Revolucionario Institucional (PRI) perdió, de un día para otro, 5 millones de militantes e irá a su elección interna para renovar su dirigencia nacional con un padrón integrado por un millón 159 mil 320 militantes.

 

El PRI había informado al Instituto Nacional Electoral (INE) que contaba con un padrón de 6 millones 787 mil 761 militantes; sin embargo, el pasado lunes 13 de mayo informó que sólo cuenta con un millón 159 mil 320.

 

En un documento interno de la dirigencia nacional del PRI, enviado por el secretario de Organización del partido, Héctor Gutiérrez de la Garza, a su representante ante el INE, Marcela Guerra, quien el mismo lunes lo entregó al instituto, se detalla la situación actual del padrón priista.

 

“Cabe precisar que de los 6,545,923 de registros válidos por el INE, contamos con 1,159,320 de formatos de afiliación, mismos que a su vez 63,022 corresponden a refrendos derivados de nuestra jornada de afiliación y refrendo a la militancia 2019. De tal manera que dejamos 5,386,603 registros en reserva”, señala el documento.

 

El Consejo General del INE aprobó un procedimiento excepcional para la revisión y actualización de los padrones de afiliados a los partidos políticos, por lo que el PRI estaba comprometido a revisar en sus archivos para verificar que por cada uno de los militantes existiera una cédula de afiliación que amparara que éstas fueron realizadas de manera voluntaria y se contará con la firma del ciudadano y copia de su credencial de elector.

 

El documento entregado el lunes pasado al INE por el PRI, en el que revela su militancia validada, se presenta mientras se da una disputa interna por la dirigencia nacional del PRI en la que un bando exige que se cumpla la decisión de realizar una consulta directa a la base, y otro que sea por medio de consejeros nacionales.

 

El pasado 7 de mayo, por unanimidad, el Consejo Político Nacional del PRI aprobó que no se firmara un convenio de colaboración con el INE para que éste organizara su proceso de elección interna, puesto que eso traería altos costos (230 millones de pesos) que debilitarían sus finanzas.

 

Así, de acuerdo con el documento, el PRI entregó al INE un disco con la información de su militancia con 6 millones 787 mil 761 afiliados, pero de esos, el partido dijo que sólo tiene la documentación actualizada de un millón 159 mil 320.

 

En entrevista con EL UNIVERSAL, Gutiérrez de la Garza señaló: “Tenemos constancia de militancia acreditada, es decir, con un documento fehaciente de un millón 160 mil, y de casi 5 millones 400 mil estamos en el proceso de afiliación. Quiero dejar claro y ser muy puntual que no ha habido una baja masiva de afiliados, es más, son los menos”.

 

Desde su perspectiva, dijo que “no hay ninguna pérdida de militancia ni mucho menos”, y que el padrón de militantes del PRI se ha construido desde mucho antes de que, en 2014, el entonces IFE emitiera los lineamientos para el nuevo registro de padrones de partidos políticos.

 

De acuerdo con Gutiérrez de la Garza, todos los partidos tienen de plazo hasta el próximo 31 de diciembre para entregar el padrón actualizado ante el INE, por lo que el documento sólo sirve de notificación del avance.

 

 

 

Padrón inflado.

 

El pasado 15 de abril, la organización Democracia Interna, que dirige el aspirante a la dirigencia nacional Ulises Ruiz, acusó a los gobernadores de Oaxaca, Alejandro Murat, y de Coahuila, Miguel Riquelme, de inflar el padrón de militantes del PRI en sus entidades, para favorecer al gobernador de Campeche, Alejandro Moreno, también aspirante a dirigir el tricolor.

 

Gutiérrez de la Garza expresó que en la Secretaría de Organización del partido cuentan con un millón 159 mil registros validados bajo los nuevos criterios del INE, es decir, que tienen constancia de que todos esos son personas con verdadera militancia.

 

El PRI se ha hecho acreedor a sanciones del INE por anomalías en su padrón, que ha mostrado la existencia de militantes a fuerza, práctica que por el momento no ha merecido el pago de multas.

 

Aunque hasta 2018 el PRI había sido multado con 6.4 millones de pesos por irregularidades de ese tipo, el 26 de abril pasado se libró de pagar 20.6 millones de pesos por ese mismo motivo, pues a cambio de éstas el Consejo General del INE le impuso “una amonestación” menor, apenas por 487 casos de afiliación indebida.

 

Hoy quedan contra el tricolor 7 mil 379 quejas por esa anomalía, que de acreditarse implicaría una multa de 312 millones 131 mil pesos, sin considerar que podría presumirse reincidencia y una mayor sanción.

 

Pero el PRI, al igual que el resto de los partidos, podrían librar sanciones futuras por esas faltas, pues el proceso excepcional de revisión, actualización y sistematización de sus padrones, pactado entre el INE y los partidos en enero pasado, vence al final de este año.

 

Las afiliaciones indebidas no son la única anomalía. La revisión al padrón arrojó en enero 51 mil 338 duplicadas, y 9 mil 585 inconsistencias, entre ellas, personas muertas, que no están en el padrón, están en la cárcel o tienen suspendidos sus derechos.

 

 

 

El pasado 26 de abril el acuerdo del INE que permitió a todos los partidos un régimen de excepción para revisar sus padrones sin ser sancionados por las irregularidades denunciadas desde 2014 (19 mil 186), rindió su primer fruto al castigarse con amonestaciones, lo que hubiese implicado multas por 30 millones de pesos.

 

De este modo, de 8 mil 149 quejas contra el tricolor pendientes de resolver, hoy quedan 7 mil 379, que en caso de ser procedentes, y a razón de multa de 42 mil 300 pesos por ciudadano, pagaría 312.1 millones de pesos.

 

Gutiérrez de la Garza afirmó que al PRI sí le alcanzará la militancia registrada para seguir con el proceso de consulta directa a las bases en la elección del nuevo dirigente nacional, el próximo 1 de septiembre.

 

“Tan es así que le hemos pedido al INE que nos ayude a hacer una nueva revisión de esos 6 millones porque la última revisión la realizó en agosto de 2017, entonces tiene que depurar. El INE nos va a ir ayudando a depurar ese padrón con la intención de tener uno, lo más confiable posible para el proceso interno”, dijo.

 

 



 
Compartir
Twittear