Peso registra su mejor índice de volatilidad anualizada desde 2008… ¿A qué se debe?

MéXICO | ECONOMíA | | VIERNES 1 DE FEBRERO DEL 2019 A LAS 2:17 PM

 

Factores nacionales e internacionales contribuyeron para que el país pudiera sumar un importante racha

 

En la última sesión del primer mes del año, el peso mexicano cerró con una apreciación del 2.73 por ciento o 53.7 centavos, para cotizar alrededor de 19.11 pesos por dólar, señaló la institución Banco Base.

 

Durante enero, la moneda nacional alcanzó un máximo de 19.7732 pesos por dólar y un mínimo de 18.8783, además de una volatilidad anualizada de 7.5 por ciento, la menor para un mes igual desde 2008, antes de la última gran recesión.

 

El avance del peso durante enero fue posible por diversos factores, entre los que destaca el retroceso generalizado del dólar, después de una postura acomodaticia de la Reserva Federal (Fed), en la que decidió no acelerar el ritmo de incrementos a la tasa de interés.

 

Otro evento que permitió la apreciación del peso fue la negociación comercial entre Estados Unidos y China, la cual parece manejarse en buenos términos, dado que el gigante asiático ha mostrado señales de estar en disposición para reducir su déficit comercial con la economía estadunidense.

 

En ese mismo sentido, ambas naciones están trabajando en temas de protección industrial, pues las leyes actuales en China han afectado de manera negativa a empresas estadunidenses, detalló el grupo financiero.

 

En el contexto nacional, un factor que permitió la recuperación de la divisa mexicana fue una disminución en la incertidumbre con respecto a la nueva administración federal, la cual se elevó tras la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México en octubre de 2018.

 

Asimismo, la presentación del paquete fiscal 2019, el cual se dio a conocer a mitad de diciembre, planteó un superávit primario de 1.0 por ciento del Producto Interno Bruto para 2019 y 0.9 por ciento para el resto del sexenio, lo que mejoró la perspectiva interna del país.

 

A su vez, se consideraron criterios económicos apropiados para el mercado, como un crecimiento económico puntual de 2.0 por ciento, un tipo de cambio de 20 pesos por dólar, un precio del petróleo de 55 dólares por barril y una tasa de interés de 8.3 por ciento.

 

A pesar de lo anterior, persisten las amenazas para el crecimiento económico de México, en particular si se observa una desaceleración en la economía estadunidense, pues ocasionaría una contracción de las exportaciones y un incremento a la aversión de riesgo en los mercados financieros internacionales.

 

Ante este escenario, el dólar libre se vendió hasta en 19.50 pesos, nueve centavos más en comparación con el cierre de ayer, y se compró en un precio mínimo.

 

 

 



 
Compartir
Twittear

HISTORIAS RELACIONADAS