Miembro de la caravana migrante agrede a oficiales federales de EEUU en Yuma

ESTADOS UNIDOS | INTERNACIONAL | | SáBADO 24 DE NOVIEMBRE DEL 2018 A LAS 7:05 PM

 

Cruzó ilegalmente la frontera y lanzó piedras a las autoridades

 

El Departamento de Justicia de Estados Unidos afirmó hoy que un supuesto miembro de una de las caravanas de migrantes que desde hace semanas atraviesan México cruzó ilegalmente la frontera y lanzó piedras a las autoridades aduaneras cuando éstas intentaron proceder a su arresto.

Los hechos tuvieron lugar en la madrugada del viernes, en las proximidades de Yuma, una desértica ciudad en la frontera suroeste de Arizona, después de que agentes fronterizos detectaran huellas en el desierto, cercanas a la valla que separa ambos países.

“Los agentes informaron por radio a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) y solicitaron apoyo de un helicóptero del Cuerpo de Marines, que apareció poco después. Los agentes rastrearon al sospechoso durante una milla (unos 1,6 kilómetros) hasta encontrarlo cerca de un árbol”, señaló el Departamento de Justicia en un comunicado difundido este sábado.

En ese momento “el hombre se encaramó al árbol, le prendió fuego y empezó a lanzar rocas a los agentes”, agrega la nota, que no aclara, sin embargo, de dónde salieron las piedras, ni por qué el sospechoso prendió su parapeto en llamas.

“Ni los agentes ni el helicóptero fueron alcanzados”, sostiene el comunicado.

Una vez bajo custodia, el hombre, de 31 años de edad, fue trasladado al Centro de Procesamiento Central de Yuma, donde afirmó proceder de Honduras y haber recorrido México como parte de la caravana de migrantes que abandonó dicho país centroamericano el pasado 13 de octubre.

El Gobierno de EE.UU. ordenó a finales del mes pasado el despliegue de más de 5.000 soldados regulares en la frontera sur del país para colaborar en labores de seguridad fronteriza.

A pesar de que inicialmente la misión era únicamente logística, el presidente Trump instó a los soldados a “contraatacar” en caso de ser agredidos por los migrantes.

“Si alguien lanza piedras o rocas -como hicieron en México- se deberá contraatacar, porque si te dan con una piedra en la cara…”, apuntó Trump.

El Pentágono reaccionó a estas palabras afirmando que no podía abrir fuego en suelo estadounidense debido una la ley de 1878 conocida como “Posse Comitatus”, que prohíbe recurrir a las Fuerzas Armadas para tareas de seguridad y orden público a nivel nacional.

Trump reaccionó el pasado miércoles autorizando a los militares desplegados en la frontera con México a que usen la fuerza “si fuera necesario” para proteger a las patrullas fronterizas. 

 

 



 
Compartir
Twittear

HISTORIAS RELACIONADAS